ACTUALIDAD
QUIEN ES MIQUEL SEN
EDITORIAL
CRÓNICAS
NOTICIAS
LOS TEMAS
ANÁLISIS
RESTAURANTES
REST. BIO/ORGANIC
COMER BIEN DE MENÚ
LUGARES CONCRETOS
BODEGA
PRODUCTOS
RECETAS
RECETAS HEREDADAS
Y ADEMÁS
LINKS DE INTERÉS
ARTÍCULOS EN CATALÁN
CONTACTO
PORTADA







EL TEMACanelones de pasta fresca, la receta de La Boscana y el vino Finca Espolla, de Perelada

Miquel Sen en LinkedIn

Siguenos en TwitterFacebook


Share
Menéa esta página

Un día con René Barbier en la D.O. Priorato
Por Toni Gerez
[ Ir a CRÓNICAS ] [ Volver ]

Toni Gerez: Originario de la población gerundense de LLança, Toni Gerez tiene una larga trayectoria gastronómica influenciada por la actividad de chef de su padre. Con Paco Perez, del restaurante Miramar, abrió el restaurante L’Orada. Seguidamente se incorporó a El Bulli, dónde estuvo 12 años, inicialmente como camarero y posteriormente como sumiller y maître, colaborando a la máxima gloria de este establecimiento. Fruto de esta experiencia, fundó junto a Juli Soler, Ferran Adrià y Xavier Sagristà el Restaurante Hotel Mas Pau, del que fue director, sumiller y jefe de sala, manteniendo una estrella Michelin durante 20 años. Maestro indiscutible en la cata de vinos y quesos, dirige el Castell Perelada Restaurant.


El nombre del Priorato nos evoca al prior del primer convento de cartujos implantado en Cataluña en el siglo XII. Sobre el siglo XIII unos frailes franceses empiezan a elaborar vino en la cartoixa de escala dei (escalera del edén). El Priorat tal como lo conocemos ahora es la obra de una persona con visión de futuro y pasión por el mundo del vino, sobre el año 1979 Isabelle i René Barbier adquieren su primera finca de viñedos viejos de garnatxa i cariñena en la zona de Gratallops ; Isabelle  bailarina y René filósofo, una combinación explosiva, la sensibilidad de ella, junto al empeño de él, hicieron posible el resurgir del Priorato, Rene curso estudios de enología en Burdeos y Bourgogne, también trabajo en la prestigiosa bodega Petrus, de ahí sus conocimientos y visión de futuro por el Priorato. A través de conocidos, amigos etc., fueron llegando y adquiriendo viñas, de ahí el resurgir de pequeñas bodegas de garaje, con unos vinos únicos
En aquellos momentos plantaron cabernet sauvignon y syrah, que junto a las garnachas y cariñenas viejas fueron las bases del primer Clos Mogador, en su momento marco la diferencia de los vinos que en esos momentos se realizaban, recuerdo esas primeras botellas que Rene nos trajo al Bullí, que vino, pura concentración de frutas, negras, rojas, aromas balsámicos que nos marcaban un terroir singular. 

Hemos visitado la bodega Clos Mogador y nos recibió Rene Barbier, nada más llegar directos a una furgoneta y montaña arriba para ver sus viñedos, fantásticas viñas algunas de más de cien años otras casi centenarias, complicadas de trabajar, cultivo biodinámico en sus vinos Clos Mogador, Clos Lenin y Manyetes, partidarios de la biodiversidad, dando importancia a la vida del suelo. Una tierra sana nos dará unos frutos maravillosos “palabras de René”, y por lo tanto unos vinos únicos. Un hombre con una pasión y cariño por la tierra, que contagia nada más escucharlo, solo tiene palabras amables por el priorat y las gentes que allí viven, gentes trabajadoras y duras como la misma tierra que pisan a diario.  Suelos pobres, al límite de supervivencia, anfiteatros de pizarra (licorella).


Algunas de las viñas están en  altitudes de más de 500 m., laderas de vértigo, que incluso caminando en nuestra visita, nos daba sensación de verticalidad total.  La viña de “l espectacle” (año 2004, 99/100 puntos Robert Parker) es más fácil bajarla rodando que caminando, imposible trabajarla con maquinaria, solo se puede trabajar con una mula como ellos hacen y recoger totalmente a mano.


Un paisaje único, bucólico i paradisiaco, las viñas mirando los montes del Monsant, muchas horas de sol y expuestos a una gran sequedad, solo la brisa del rio Ebro o la marinada (aire fresco del mar), por las tardes de verano les da un toque de frescor y humedad.


La bodega es pequeña, con producciones limitadas, siempre buscando más la calidad que la cantidad, la sala de barricas, excavada en la roca, de esta manera consiguen unas temperaturas y humedades perfectas.
Quisiéramos destacar de sus vinos el Clos Nelin, un blanco diferente, elaborado con las uvas garnacha blanca y macabeo, fermentado e inicialmente envejecido en madera con sus hollejos y levaduras naturales, posteriormente en cemento; este proceso inicial hace de un vino singular de terruño con notas minerales y sensaciones especiadas,  frutas compotadas, un vino con una gran estructura, tanino y acidez, gracias a ello es un vino que tiene una larga vida, tranquilamente de 10 a 15 años.


Un día singular que os animo a realizar, pasear por las viñas y visitar la bodega de Clos Mogador, el Personaje y la bodega que marco la historia.


Clos Mogador, SL
Camí Manyetes, s/n.
43737-Gratallops
Spain